Maquillajes sencillos para bodas

Maquillajes sencillos para bodas

maquillajes sencillos para bodas

Todas las novias quieren estar radiantes y perfectas en el día de su boda… aunque a veces cuesta por los nervios del gran día, y del camino recorrido para llegar hasta aquí. Nuestro consejo es: elige a un buen profesional y maquillajes sencillos para bodas que te haga sentir tú misma.

maquillajes sencillos para novias

    A lo largo de los años, hemos visto pasar por nuestra finca de bodas a infinidad de novias, y a todas, disfrutar de un día único. En nuestro blog ya te contábamos hace tiempo algunos consejos que ahora queremos rescatar para ti…

    Los maquillajes sencillos para bodas, con tonos suaves y cálidos, a base de sombras tierra y colores tostados para mejillas y labios, confiere un aspecto de estilo romántico y natural.

    Ese día te abrazarán, besarán sin parar, te fotografiarán (con y sin flash) y por eso es importante elegir una base de maquillaje duradera, que resista a lo largo del día lo mejor posible.  Con el uso de maquillajes pancromáticos como los que se usan en cine y sesiones de fotos, garantizas que el  maquillaje de novia no se altere al exponerse a la luz y a la cámara.

    elige profesionales para tu maquillaje de novia

    ¿Cómo acentuar un maquillaje sencillo para bodas?

    Si quieres un resultado final natural y saludable, es importante aportar toques de iluminación. Con esta técnica (conocida como “strobing” en el mundillo de los maquillajes para novias), se trata de  aportar iluminación facial, centrándose en resaltar los puntos altos del rostro para lograr un acabado luminoso y radiante. A diferencia del contouring, que se enfoca en crear sombras para esculpir y definir el rostro, el strobing se basa en el uso de iluminadores para realzar y destacar las áreas donde la luz naturalmente impactaría sobre la piel.

    Para aplicar la técnica del strobing en un maquillaje sencillo para bodas, se utilizan productos iluminadores en forma de crema, líquido o polvo, que tienen partículas reflectantes de luz. Estos productos se aplican en áreas estratégicas del rostro, como los pómulos, el arco de Cupido, el puente de la nariz, el arco de la ceja, para crear puntos de luz que resalten y den dimensión al rostro, consiguiendo un maquillaje sencillo para bodas, pero realmente eficaz y con el que seguro que te sentirás muy cómoda.

    El objetivo es lograr un efecto luminoso y fresco en la piel, sin añadir excesivas sombras o definiciones. Es una técnica especialmente indicada para lograr un maquillaje de novia natural y radiante, perfecto para ocasiones donde se busca un aspecto fresco y juvenil. Por supuesto, tener la piel muy hidratada, aportando días antes un extra de hidratación para llegar al gran día con la piel perfecta, es algo que deberías tener en cuenta.

    maquillajes sencillos para bodas

    Por otra parte, los maquillajes minerales -que siempre estuvieron ahí, pero pasaron a un segundo plano cuando los laboratorios crearon los maquillajes industriales-, viven ahora su gran momento. Los maquilladores los recomiendan, por su versatilidad, y los dermatólogos porque son la mejor opción para cuidar la piel, haciendo que la belleza no esté reñida con la salud en maquillajes sencillos para bodas. Los pigmentos naturales extraídos de la tierra, no solo tienen propiedades calmantes y antiinflamatorias, sino que además, son más duraderos en la piel.

    maquillaje mineral la nueva tendencia

    Las las pieles grasas y las pieles sensibles son las más beneficiadas en un maquillaje de novia: los minerales tienen propiedades calmantes, no se obstruyen los poros, se  absorben los aceites naturales de la piel y de paso se evitan los brillos, algo que no favorece en persona pero menos aún en las fotos, ¡cosa muy importante! Además, no provocan irritaciones, tiene una vida larguísima y se eliminan muy fácilmente.

    Habla con profesionales, déjate aconsejar por ellos y tú solo disfruta de un día perfecto en el que, con un buen maquillaje sencillo de novia te sientas cómoda en tu piel, radiante por dentro y por fuera y no tengas que retocarte en todo el día… más que para secarte alguna lagrimita de emoción si llega el caso 🙂